¿Qué esperan los talentos en las entrevistas de trabajo?

Para conectar con el talento y crear una fuerte relación con ellos desde el comienzo, es importante entender sus expectativas sobre el proceso de selección y qué es lo que buscan en una organización.

El vínculo con las nuevas generaciones y el desarrollo de un compromiso más duradero parte de comprender sus necesidades y buscar la manera de complementar sus expectativas con lo que puede ofrecerse. A la hora de captar los mejores talentos para sus equipos las organizaciones analizan ciertas características o competencias muy diversas, desde la formación académica, su experiencia y evolución laboral, hasta aspectos de la personalidad, como la capacidad de aprendizaje, responsabilidad, presencia, puntualidad, entre otras. Y muchas veces se deja de lado la compatibilidad en cuanto a valores, metodología de trabajo, o proyectos a futuro.

Desde el punto de vista de la persona podemos destacar algunos aspectos fundamentales sobre qué es lo que esperan de una empresa y de los procesos de reclutamiento:

1 – A las personas les interesa ser convocadas para procesos de selección. Según un relevamiento realizado por Linkedin en más de 20 países, el 90% de los usuarios están abiertos a nuevas oportunidades, mientras que el 63% se sienten halagados cuando los contactan. El hecho de estar trabajando o formando parte de un proyecto no es limitación para analizar nuevos caminos u oportunidades, las generaciones más jóvenes están mucho más abiertas a este tipo de cambios.

2- Quieren tener toda la información posible en el primer mensaje, para determinar su interés en una oportunidad, un 89% de los postulantes espera recibir en el primer contacto un detalle de la oferta, el 72 % espera conocer el rango salarial, un 69% menciona información general sobre la empresa, mientras que un 40% desea conocer sobre la cultura de la empresa y un 27% sobre su misión y visión.

3- Esperan que el proceso de entrevistas sea corto. El tiempo es un activo muy importante y en esta era de lo instantáneo, los procesos largos suelen desalentar a los jóvenes talentos. Un proceso rápido, dinámico e interactivo estimulará mucho más a los participantes manteniéndolos ávidos de serguir adelante.

4 – Precisan tener muy en claro las tareas y responsabilidades que implica el puesto, el alcance y posibilidades de desarrollo, esto hará que se vuelva más atractivo a la hora de evaluar el cambio. 

5- Desean respuestas rápidas y un feedback constante durante el proceso. En la era de la comunicación instantánea y el acceso al mundo de la información, la incertidumbre genera mayor ansiedad en las personas. Mantener a los participantes informados y con actualizaciones periódicas es una buena práctica para mejorar el involucramiento con el proceso.

6 – Por último, pero no menos importante, esperan ser los elegidos. Debemos valorar su tiempo y comprender la situación de expectativa generada en cada uno. Aunque no para todos se concrete, todos los participantes tienen el mismo objetivo, y esperan una devolución sobre su participación.

El reclutamiento es el principio de una relación a futuro entre los talentos y las organizaciones, y para ser más efectivos es fundamental mantener el foco en lo importante: las personas.

Por María Laura Scarano
Gerente de Selección Interior en Bayton Grupo Empresario