Neuroselección

 

Innovación + ciencia + recursos humanos, son tres conceptos que reflejan la tendencia hacia la “Neuroselección”. El mercado de los negocios mira atentamente el nuevo mundo de  procesos de selección.  

Por Mariana Ienni [ Gerente comercial de grandes cuentas en Bayton Grupo Empresario ]

Estas técnicas ayudan a ser precisos en la elección de candidatos, haciendo una comparación entre los sentimientos mostrados y lo que verbalmente expresan con el objetivo de aumentar la compatibilidad en relación al job description. 

Además contribuyen a disminuir la rotación, favorece equipos de alto rendimiento y cuando hablamos de “capacitación y desarrollo”, a partir de  estudios previos, se formulan contenidos ajustados al relevamiento oportuno en las áreas del cerebro que se pretenden estimular y como resultado se logra influir de forma asertiva.

El matching ya no es condicionado 100% a la evaluación profesional y la habilidad del candidato a la hora de “venderse” sino que existe un nuevo recurso que evita riesgos en la gestión de equipos humanos. Ahora el  enfoque es científico mediante el acceso al perfil neurocognitivo de cada candidato para la toma de decisiones inteligentes.

A este avance de la ciencia, lo facilita una webcam que registra las emociones reales vinculadas a aquellos estímulos que se pretendan relevar. Y abre la puerta a un proceso de “efectividad + ahorro de costos + bienestar o clima laboral”.

En resumidas cuentas las empresas ahora tienen la oportunidad de:

> Ahorrar tiempo en procesos de selección
> Reducción de márgenes de error
> Validación científica de la idoneidad de candidatos
> Disminución de la rotación de empleados
> Creación de perfiles de candidatos más precisos
> Imagen de innovación frente a la competencia
> Alto grado de fiabilidad
> Exclusividad derivada del acceso a esta tecnología
> Aumento de las metas de rendimiento